desafio-calar-del-rio-mundo-pruebas-grafica-25km

DESAFÍO CALAR DEL RÍO MUNDO 25 KM TRAIL RUNNING

Posted on Posted in Deporte/Sport

La montaña siempre me enseña algo nuevo. En la carrera del Desafío Calar del Río Mundo (3 abril), aprendí que una 25K de montaña no es una media maratón+4 km. Hay que pisar el terreno. No sirve ver el perfil. Hay que estar en el lugar. No puede haber comparaciones con otras carreras de montaña. Tras la media de montaña de Carrícola (en la que empleé un tiempo de 2:35) pensaba que añadiendo 4 km más tardaría como mucho 3:30…. Nada más lejos de la realidad. Esta carrera ha sido un rompe piernas, además de enfrentarme a mis dos mayores miedos en la montaña (debido al vértigo): las crestas y las pedreras.

Mountain always teach me something new. In my last race, Desafío Calar del Río Mundo (April 3rd), I learnt that a 25 km trail is not a half marathon+4 km. It’s necessary to step the field. It doesn’t take too much care to know the profile of the race. You have to be there. It’s not possible to compare with other trail races. After my Carricola Half Marathon (I did it in 2 hours and 35 minutes), I thought that adding 4 km more I would need 3 hours and half, more or less… but nothing could be further from the truth. This race have been a leg breaker. Also, I’ve had to face my fears: peaks and rocky outcrops.

El pistoletazo de salida lo dan a las 9 de la mañana. La carrera parte desde la plaza de Riópar y discurre por una vía cuesta abajo. El resto de corredores salen muy rápido, a 4’30. Yo me lo tomo con calma. Por delante hay 25 km y no quiero pinchar en la primera cuesta. Desde el camino veo las antenas de El Padroncillo (que me espera en el km18), a 1.586 metros de altura. Impresiona, y mucho.

The pistol shot for the start of the race was at 9 am. Race starts from town square in Riópar and goes down the main street. All runners go very fast: 4’30 pace. I approach it calmly. 25 km are waiting for me and I don’t want to fail at first hill. From where I am I can see antenna from El Padroncillo peak (in km 18th), at 1.586 meters. Breathtaking.

Voy a mi marcha, mientras me adelanta un corredor tras otro, pero a mi me da igual. Mi mayor reto es acabar una carrera de 25 km nada más y nada menos. Cuando estoy corriendo me recuerdo a mi misma que en una carrera todo va de la mano: piernas, corazón y cabeza. Hoy me falla la cabeza. La tengo en otro sitio, pero mis piernas responden muy bien. Sin pretenderlo, y en contra de mi voluntad, he perdido 3 kilos en solo 1 semana, y para ganar peso y fuerza de cara a la carrera, en los últimos días he estado comiendo arroz y legumbres (aunque mi dieta es crudivegana). Haber perdido peso, quizá, ha hecho que me sintiera más ligera, o quizá no haber entrenado en las dos últimas semanas antes de la prueba, porque aunque lo intentaba, no lograba acabar ningún entrene, si es que lo empezaba.

I’m running at my personal pace, slow, while other runners go ahead, but I don’t mind. My goal is finish this 25 km race!! When I’m running I remember myself that in a race, everything is going together: legs, heart and mind. Today fails my mind. It’s not here, but my legs are and felt great. Against  my wishes and without intending it, I’ve lost 3 kg in only one week. To gain weight and strenght, last days I’ve been eating rice and legumes although my diet is rawvegan. Having lost weight, maybe, have done I felt lighter, or maybe it’s been because I’ve haven’t trained in last two weeks, because, althougt I tried it, I couldn’t finish any training.

Llego al primer punto de avituallamiento en el km 4,4 pero no paro. Tampoco tengo sed. En realidad, físicamente me encuentro muy bien. Lenta, pero bien. Y llega la primera gran cuesta, en el km 5. Me esperan casi 3 km de una cuesta tan vertical que es imposible correr. Vamos un corredor tras otro. Nos lo tomamos con calma. Aquella cuesta no acaba nunca, pero aún así adelanto a bastantes corredores. No me siento cansada en absoluto. Mis piernas están fuertes. Desde la cima se divisa la bajada hasta Los Chorros. La bajada combina pequeños senderos de bosque con algo de pista y también zonas resbaladizas de pedreras. Voy más lenta de lo que suelo ir en las bajadas. Mi reloj se ha quedado sin batería así que no sé cuánto tiempo llevo, ni a qué velocidad voy. Pero no me importa. Teniendo la cabeza como la tengo, y viendo la cuesta que acabo de subir y el terreno que piso, con tanta piedra suelta, ahora me planteo simplemente, ser capaz de acabar la carrera, empleando el tiempo que sea. No tengo prisa. Al menos quiero disfrutar del paisaje, que es increíble.

I arrive first provisioning point in km 4,4 but I don’t stop. I’m not thirst. Really, physically I feel very good. I’m going slow but fine. And first hill arrives, in km 5. 3 km up a very vertical hill is waiting for me. It’s so vertical that running is almost impossible. That hill looks to have no end but I pass some other runners. I don’t feel tired. Nothing. I feel my legs strong. From top of the hill I can see down to Los Chorros. Downhill mix small forest paths with tracks and also slippery rocky outcrops. I’m slower than I use to go running downhill. My watch doesn’t have battery and I don’t know how much time I’ve spent since now or what’s my pace, but I don’t care.

Tras llegar a Los Chorros llegan una serie de escaleras que nos llevan al Puerto del Arenal. La escena me trae a la memoria muchos recuerdos. Intento concentrarme en la nueva subida, pero cuando llego arriba y veo el paisaje verde, rodeada de montañas, la emoción me puede. Y me pongo a llorar. No paro de correr mientras subo una pista forestal. Empiezo a ahogarme por culpa de las lágrimas. Me pasa últimamente. Los nervios hacen que me falte el aire. Un corredor me pregunta si estoy bien, si llama a un médico, porque cree que me está dando un ataque de asma. Pero le digo que todo bien, levantando el pulgar. Y sigo corriendo. Controlando la respiración. Dejo la cabeza de lado y centro mi esfuerzo en las piernas. A diferencia de la última carrera, a pesar de subir y subir y subir por la pista, no dejo de correr. En el entrene previo a esta carrera trabajé en las cuestas, en no parar de correr, aunque fuera despacio, y sólo andar, 5 pasos, cuando ya no pudiera más… Y ha funcionado!!!! qué bien iban mis piernas!!!

When I arrive Los Chorros, some stairs lead to Puerto del Arenal. The view brings back memories. I try to concentrate but when I arrive to the top and see the green landscape, surrounded by mountains, I can’t barely contain the high emotion and I start to cry. I don’t stop while I run up the new track and I start to drown because of my weeping. It’s usual in me lately. Nerves makes I am short of breath. I try to let thoughts beside and concentrate in my legs. Unlike last race, I dont stop running althougt I’m going up and up the hill.

De repente llego a una pequeña cima, plana, donde hay zona de aparcamiento… y entonces, miro de frente y me quedo paralizada. El Padroncillo me espera. Es impresionante. Un corredor se queda perplejo, como yo, nos miramos, y decimos, “a por ello”. No dejo de correr. El ascenso comienza con una pequeña senda. Pienso que cuando alcance la cima llegaré al km 18 y luego, todo de bajada. Así que me digo a mi misma que sólo tengo que subir esa impresionante mole de roca, desprovista de vegetación.

I arrive to the hilltop and look in front of me. I was frozen, stunned. El Padroncillo is waiting for me. It’s awesome. A runner, like me, look puzzled. We look each other and say “let’s go for it”. The rising starts with a little path. I think that when I arrive to the top I will have done 18 km and then I’ll run downhill. So I say myself I only have to go up!

El camino desaparece. El ascenso se convierte en un infierno. Es muy vertical. A cada paso que doy, resbalo y caen piedras. Los corredores van parando para respirar. Yo de piernas y corazón voy muy bien, pero tengo vértigo. El ascenso es muy inclinado, a veces gateamos, y aquello no  llega a su fin. No miro atrás, ni abajo, ni lo que me queda. Simplemente sigo al corredor que llevo delante de mi. Despacio, muy despacio. Con mucha tensión.

The path disappear and running uphill becomes a hell. Each step I took, I slip and some stones go downhill. Runners stop to take breath. I feel my legs and heart ar fine but I have vertigo. Sometimes I have to crawl. I try don’t to look down and also don´t look what’s left over. I only follow the runner ahead. Slow, very slow.

En un momento dado, en un ascenso interminable, oigo a alguien decir “ya estamos, ya estamos en la cima”. Entonces miro arriba y veo que aquel infierno llega a su fin. Y entonces, veo algo increíble. Un paisaje embriagador. Trago saliva. Es precioso. Y entonces me pongo a llorar. Nos rodean cadenas montañosas. Piso una planície de rocas en las que aún queda nieve. Hace aire y la temperatura ha bajado bastante. La belleza del lugar es impresionante. Siento que estoy en la cima del mundo. El terreno que piso está formado por piedras. Hay que fijarse bien para no doblarse el tobillo. Esbozo una sonrisa pensando en la bajada. Pensando en que ya llevo 18 km y me siento genial.

At one stage, I hear someone saying “we are on top”. At that moment I see that hell ends. And suddenly I see something incredible. An intoxicating scene. It’s so beautiful!! and I start to cry. I’m surrounded of mountain chains. I feel Im on the top of the world. Ground is full of stones and I have to take care to don’t hurt my ankle. I smile thinking in going downhill. Thinking I’ve done 18 km and I feel great.

Pero la alegría dura poco. Veo que hay que crestear. Tengo pánico y me quedo paralizada. Tengo vértigo y con el aire no me siento segura teniendo precipicio a ambos lados. Un corredor se queda a mi lado y me dice “no tengas miedo. No mires abajo. Mira el suelo y sigue mis pies”. Y eso hago, sigo cada paso que da. Piso cada huella que deja, entre rocas. Él va a su ritmo, rápido. Pero yo no miro nada más que sus pies, veloces, para salir de ahí cuanto antes. Siguiéndole, dejo atrás bastantes corredores, hasta que pierdo sus pasos. Llega el descenso, y es peor aún que la cresta. Pedreras!!!!! Tierra y piedras sueltas. Y otra vez me quedo paralizada. Llegan dos chicos. Me ven y me preguntan si estoy bien, les digo que tengo pánico y me ayudan a bajar un trozo de roca de metro y medio. Les sigo. Me dan confianza. Me prestan ayuda pero les digo que mejor bajo con el culo en el suelo. En cuanto pongo el culo sobre la tierra caigo como si estuviera en un tobogán, sin freno. He bajado lo peor. Ahora llega una zona más plana y les pierdo de vista. Y de nuevo llega otro infierno. Digo en voz alta “que se acabe esto ya, prefiero subir El Padroncillo a bajar esta cuesta. El camino, muy, muy angosto, tiene a la izquierda una pared de roca, y a la derecha, pedrera. Me sudan las manos. Ando muy despacio cogida a la piedra, deseando que aquello acabe de una maldita vez. Y así todo el descenso hasta el km22, hasta el Campamento de San Juan.

Happiness lasts only a short time. I see I have to run along the peak. I have panic and stand paralyzed. A guy stops beside me and tell me “don’t be afraid. Don’t look dowm. Look at the ground and follow my feet”. And that’s what I do. I follow every step he takes. He runs his pace, fast. But I don’t look anything but his feet, to go out there as soon as possible. While following him, I leave some runners behind, untill I lose him. Downhill arrives and it’s even worst than the peak. Loose soil and stones. And paralyze again. Two guys look at me and ask me if I’m fine. I tell them I’m afraid and help me to go down a meter and half stone. I follow them and sometimes I have to go downhill stuck to the ground and feel like I’m in a toboggan. We arrive to a plain ground and guys run faster. I lose them. Later I arrive to other hell and say myself “please I need this ends”. Path is very very narrow. On the left, a rock wall. On the right, cliff. I walk very slow wishing to finish that race. And so, till the Campamento de San Juan, on 22km.

Allí hay avituallamiento y bebo al menos 3 vasos de agua. Sólo quedan 2 km. No me importa cuánto tiempo llevo empleado. Ni cuánto queda. Sólo necesito beber y respirar. Y que se me pase el susto.

I stop in the provisioning point and drink 3 water glasses. It’s only 2 km left to finish race. I don’t care how many time I’ve been running. I only need to drink and breath.

Miro tranquila a mi alrededor y veo otro paraje increíble. Una planície de árboles. Sigo corriendo pensando que llega el final. El camino es una pista forestal de toboganes: subidas y bajadas, y más subidas, y más subidas.

I look around and see another incredible landscape. I go on running thinking the end is near. The way is a track of toboggans.

Me adelanta un corredor y le pregunto. Me dice que solo queda 1,5 km. Ya veo el pueblo. Estoy deseando llegar a meta. Lo curioso es que físicamente me encuentro muy bien. La zapatilla me ha hecho una gran rozadura y llevo el pie ensangrentado desde antes de la mitad de la carrera pero si corro no me duele, así que sigo adelante. La entrada a Riópar bordea el río y el recorrido continúa por la vía principal del pueblo, también de subida, hasta la plaza. No veo el arco de llegada, pregunto y me dicen que tengo que subir las escaleras de la plaza…. Y pienso “hay que subir hasta el último momento”!!!

It’s only 1,5 km to arrive to the end. I can see the Riópar town. I really feel fine. The sneakers hurt my foot, but that’s all. The entrance to the town goes beside the river and then to the main street, until the square. The end line is up the stairs of the square.

Pero ya no queda nada. Cruzo meta, impasible y fría por el dolor, por los nervios, por la tensión. Cuando me quito el chip de la zapatilla me doy cuenta de lo que he hecho, por lo que he pasado. Ahora me siento muy bien, pero recapacito sobre cuánto hay que respetar a la montaña. Que jamás volveré a hacer cuentas cuando planee mi próxima carrera de montaña. Aquí no hay que sumar km. Aquí hay que respetar el terreno. Dejar los miedos a un lado. Mi próximo reto será superar mis miedos a las crestas y a las pedreras, pero creo que voy a tardar en intentar enfrentarme a ellos. Al menos hasta que piernas, corazón y cabeza estén al 100%.

I cross the end line, impassible because of the hurt, nerves… Only a few minutes later I realized about what I have done. Now I feel fine but I think about how important is to respect mountains. I think about I never, ever will plan a mountain race. Here I don’t have to add km. I have to respect mountains. Leave fears aside. My next goal will be overcome my fears to peaks and loose rocks.

Al final he hecho la carrera en 4 horas 11 minutos. La séptima de mi categoría, de un total de 21 participantes.

Finally, I did my race in 4 hours and 11 minutes. I’m 7th of my category, from a total of 21.

3 thoughts on “DESAFÍO CALAR DEL RÍO MUNDO 25 KM TRAIL RUNNING

  1. una cronica diferent a les que escriu la gent pero molt bona(aunque una cosa no quita la otra,claro).una cronica de tot el que vas sentir en la cursa sense “tras una salida a cuchillo llega la primera bajada extrema…km6.toca subir 700m y voy adelantando a gente bla bla bla”
    enhorabona per la cronica i per la cursa!!!!…y encima con vertigo,mare meua :)

    1. Gracias Santi!… bueno, no sé cómo son las otras crónicas, supongo que técnicas, sobre el perfil de la carrera, jeje… es verdad, yo hablo de lo que siento y cómo vivo la carrera, ya que no soy pro 😉 Muchas gracias por leerlo y dejar un comentario! y que te haya gustazo! Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*